text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

T&T: educación personalizada y de alta calidad

      
María Fernanda Gaona
María Fernanda Gaona  |  Fuente: Universia Colombia

¿De qué se trata el proyecto de T&T?

Nosotros tenemos un proyecto educativo que hemos venido desarrollando como una empresa familiar emprendedora del sector educativo. Llevamos 12 años desarrollando diferentes iniciativas con el sector público y  con el sector privado.

 

Trabajamos básicamente en dos áreas: Centro de Preparación Académica (CPA) y el Departamento de Desarrollo de Proyectos (DDP). Con estas dos áreas hemos beneficiado a más de 55 mil colombianos en todo el país.

 

Hemos sido los pioneros en la educación ‘uno a uno’, con el CPA. Básicamente lo que hacemos allí es prestarle la atención educativa a niñas, niños y jóvenes que requieran una atención individualizada, personalizada, ‘uno a uno’, en donde hacemos un programa especial para cada uno de nuestros estudiantes.

 

Nos basamos en la flexibilización de los currículos y atendemos niños que tienen algunas necesidades, como por ejemplo los deportistas de alto rendimiento, artistas que tienen un proyecto de vida definido, otros con ‘extraedad’, es decir aquellos que ya han pasado la edad en la que ya deberían estar en un curso avanzado y no han logrado culminar sus estudios. En este centro (CPA) también nos ocupamos porque los niños tengan el programa y la flexibilidad tanto en horarios, como en los contenidos y los modelos pedagógicos que usamos para cada uno de ellos.
 

 

¿Cuál es el compromiso social con la comunidad?

En la otra área, que es el Departamento de Desarrollo de Proyectos (DDP) tenemos una cobertura mucho más grande. Básicamente lo que hacemos es operar programas de política pública de instituciones gubernamentales. Por ejemplo, somos aliados del Ministerio de Educación Nacional, de secretarías de educación o de algunas universidades que buscan poner en práctica sus programas o proyectos.

 

En esta área por ejemplo nosotros somos los primeros que acompañamos al Ministerio (de Educación) con el programa ‘Todos a aprender’ y estuvimos haciendo una cobertura de 284 instituciones educativas, haciendo también unos procesos de calificación docente y de caracterización de estas instituciones.

 

Hemos trabajado también programas de inclusión; llevamos dos años consecutivos en la ciudad de Armenia, en donde nosotros como T&T operamos el programa de inclusión, atendiendo a niñas, niños y jóvenes con alguna discapacidad dentro de las aulas, con un personal especializado de apoyo que nosotros ponemos y capacitamos y también capacitamos a otros docentes y hacemos actividades de integración los niños de la misma institución.

 

Ahí tenemos un abanico de posibilidades donde hemos trabajado tanto en la formulación de los proyectos o la ejecución de la política o la clase en sí, o la formación del educador pero también hemos participado en la formulación de política pública.

 


Han llegado a muchos municipios del país. ¿Cómo ha sido este trabajo?

Lo primero es que nosotros nos aliamos y trabajamos con las secretarías de educación de cada entidad territorial y ahí centralizamos la información para que ellos nos apoyen a llegar a los municipios más lejanos, porque ellos conocen el territorio. Entonces, si nosotros vamos a desarrollar un proyecto para la Secretaría de Educación de Bolívar, pues trabajo con la Secretaría, y de la mano de ellos vamos a los municipios que necesitan algún proyecto específico: sea de inclusión, de formación docente, bilingüismo, entrega de material didáctico, recursos educativos, entre otros.

 

Hemos llegado a los 55 mil colombianos, y a todos estos municipios y departamentos, no con un solo proyecto en específico, sino con diferentes proyectos financiados por las diferentes entidades públicas. Nosotros somos como los operadores y ejecutores de estas iniciativas públicas que confían en nosotros.

 

¿Cuál es el público para el que trabaja T&T?

Nosotros tenemos dos áreas: el Centro de Preparación Académica (CPA), en donde atendemos desde lo privado y para niños que tengan alguna necesidad. Es un programa único de tutoría, nivelación y flexibilización curricular uno a uno; nosotros le enviamos toda la información en un correo electrónico, si nos escriben a info@tyt.edu.co. Allí, atenderemos los casos particulares de la atención de educación uno a uno. Es importante aclarar que ese servicio solo lo tenemos aquí en Bogotá y es un programa específico y único.

 

Para los otros programas, nosotros lo que hacemos es que operamos programas de estas entidades, como secretarías de educación, pero son programas gubernamentales que nosotros operamos. No es que un niño que tenga una discapacidad pueda seguir un programa de nosotros, sino a través de las convocatorias de las secretarías o del Ministerio (de Educación) los atendemos.

 

Ahí, somos intermediarios  de programas gubernamentales, no directos. Casi siempre nos ganamos estas convocatorias por concursos públicos. Las entidades públicas, incluso, hace convocatoria pública, y nosotros accedemos a la realización del programa.

 

Para personas particulares, el único programa que tenemos abierto al público es el de nivelación académica, de uno a uno personalizado, en Bogotá. Y los otros, ya a través de las instituciones y sus programas sociales, como colegios y universidades.

 

 
¿Cuáles son los objetivos a futuro con el compromiso de la educación?

Nosotros queremos seguir alineaos a la política del Ministerio de Educación y apoyarlos en la ejecución de proyectos con las áreas que el Gobierno ha detectado como prioritarias, como bilingüismo, pues nosotros hemos sido fuertes allí. El área de la jornada complementaria y en la formación de maestros. Esas son las tres áreas que han destinado como prioritarias en la educación para los próximos años.

 


¿Qué haría usted para mejorar la educación del país?

Yo estoy de acuerdo que hay un consenso en las prioridades, estoy de acuerdo con las líneas que ha trazado el Gobierno, como las que le acabo de mencionar. Pero también estoy de acuerdo con los especialistas y expertos que han detectado que la plata que han prometido para ser ‘Colombia la más educada’, no es suficiente. Entonces mi llamado es a revisar el presupuesto para que se hagan efectivos los planes y programas con el alcance que se requiere, porque estamos como ‘a media tinta’; o sea, hemos avanzado, hay buenas iniciativas, pero la decisión de inversión o la plata no está todavía. Entonces, el llamado es a que estamos todos de acuerdo pero necesitamos asegurar la plata para realizar todos estos planes y construir sobre lo que se ha venido construyendo, porque yo creo que en mi país sí ha habido avances en la educación, aunque nos falta mucho por hacer todavía.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.