text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

10 formas de llevar una vida saludable en la oficina

      
oficina-vida saludable-rendir en la oficina
Sonríe lo más que puedas y relativiza tus problemas Fuente: Universia
Las exigencias del mundo laboral actual son altas y alcanzar los niveles de productividad demandados por las empresas no siempre es una tarea sencilla. En muchos casos, ni siquiera son saludables. De acuerdo a una encuesta realizada por el portal Trabajando.com, un 53% de los colombianos sufre de estrés, un 20% ha presentado un desgaste físico y psicológico por exceso de trabajo, un 13% padece pérdidas de apetito y un 7% ha llegado a sufrir de depresión.

Para cuidarte y no llegar al límite de ver dañada tu salud en tu afán de cumplir bien tus labores, te presentamos 10 formas de llevar una vida saludable en la oficina, publicadas por el portal inc.com

1.Usa las escaleras

Si tienes que subir algún piso para llegar a tu oficina, deja de lado el ascensor y toma las escaleras. Esto ayudará a mejorar tu ritmo cardíaco y circulación cuidando tu salud.

2.Toma más agua

De acuerdo a la OMS, es conveniente consumir al menos dos litros de agua mineral por día para mantenerte hidratado.

3.Desayuna correctamente

Si no obtienes los nutrientes energéticos necesarios para sobrellevar el día, corres el riesgo de perder la concentración, sentirte mareado e incluso desmayarte.

4.Come una fruta a media tarde

Deja de lado las meriendas que contienen harina o ingredientes artificiales y come alguna fruta.

5.Toma una taza de café

Aunque no es conveniente abusar de la cafeína, varios estudios demuestran que una dosis diaria de café ayuda a combatir ciertas enfermedades como la diabetes y el cáncer.

6.Respira profundamente

Tómate algunos minutos en la jornada para hacer ejercicios de relajación que impliquen una respiración abdominal pausada. Esto ayudará a bajar tu ansiedad y niveles de estrés.

7.Estírate regularmente

Tu organismo no está hecho para estar sentado durante largos períodos de tiempo. Dale un descanso y estírate al menos cada dos horas.

8.Camina después de almorzar

Tomar una pequeña caminata luego de almorzar ayudará a tu digestión. Además, no sentirás la sensación de cansancio característica que se presenta a la hora de retomar el trabajo.

9.Toma una pequeña siesta

Numerosos estudios han demostrado que tomar una pequeña siesta de 15 a 20 minutos durante tu receso aumenta los niveles de productividad.

10.Sé más optimista

Recientes investigaciones muestran que existe una clara relación entre tu estado de ánimo y la forma en la que éste repercute en tu organismo. Sonríe lo más que puedas y relativiza tus problemas.

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.