text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Twitter pone a la prensa a repensarse

      
Por su parte, cada vez más los reporteros toman información de esta <a href=https://noticias.universia.net.co/publicaciones/noticia/2009/12/07/234845/redes-sociales-educativas.html target=_blank><strong>red social</strong></a>, hecho que plantea varias inquietudes: ¿qué pasa con la contextualización y la confrontación?, ¿se trata solo de un periodismo de declaraciones?<br/><br/> En el cajón está la grabadora, la libreta de notas y el lapicero. Abierta está la<a href=https://twitter.com/ target=_blank><strong> red social Twitter</strong></a> y su cascada de “declaraciones”, en la que, en cuestión de segundos, opinan sobre temáticas de diversa índole aquellos líderes de la esfera pública que andan en búsqueda de electores o, simplemente, quieren estar en contacto con sus seguidores. <br/><br/> El <strong><a href=https://noticias.universia.net.co/en-portada/noticia/2011/02/09/789325/celebra-dia-periodista-colombia.html target=_blank>periodista está al frente del computador</a></strong> y su elección esta vez pasa por determinar si es suficiente lo que en esa red social se dice o, por el contrario, hace falta tomar el teléfono o salir a la calle en busca de esa voz que permita alimentar el contenido de la nota que prepara, lo que lo obligaría a abrir el cajón, tomar la libreta, cerrar el <strong><a href=https://twitter.com/#!/UniversiaCol target=_blank>Twitter</a></strong> e ir a su fuente a la manera clásica. <br/><br/> El dilema le ocurre a diario a cientos de comunicadores, y tal situación puede comprobarse al dirigirse a las páginas web de los diarios, las estaciones radiales o los noticieros de televisión, y corroborar que existe un aumento de contenidos periodísticos que en la actualidad utilizan como fuente de información lo lanzado en Twitter por personajes públicos que optan por hablar de forma directa a sus seguidores. <br/><br/> Esto, según lo explica Jorge Iván Bonilla Vélez, jefe del pregrado en <strong><a href=https://noticias.universia.net.co/publicaciones/noticia/2010/04/29/257842/lenguaje-redes-sociales-analisis-universidad-eafit.html target=_blank>Comunicación Social de EAFIT</a></strong>, muestra algo que no se lo invitó Twitter y que ya venía con otras redes sociales y con el surgimiento y el desarrollo de internet. Se trata de que los políticos o aquellas personas que ocupan un lugar destacado en la esfera pública dejan de sxer fuentes de la información de los periodistas y de los medios, y se convierten en emisores de su propia comunicación. <br/><br/> En su opinión, existe el desplazamiento de la mediación de un tercero, que en este caso son los periodistas o los medios, a una no mediación y a una relación directa de lo que anteriormente era la fuente, bien sea un político, un cantante o un deportista con su electorado, sus fans, los gobernados o sus ciudadanos. Por su parte, Catalina Montoya Londoño, profesora e investigadora de la Facultad de Comunicación y Lenguaje de la <strong><a href=https://noticias.universia.net.co/busqueda-avanzada/11417/universidad_pontificia-universidad-javeriana---bogot%C3%A1/ target=_blank>Pontificia Universidad Javeriana </a></strong>y docente de cátedra de EAFIT, relaciona el hecho a una tendencia que no es nueva, que está incluso desde el gobierno anterior en Colombia y que se repite en modelos de América Latina, de “hablarle directamente al pueblo (modelos de democracia directa)”. <br/><br/> “Twitter se usa como una alternativa para no tener mediación y no tener que negociar significados en los medios, sino que el líder emita sus opiniones directamente”, indica. Y agrega: “Eso tiene de perverso que los significados no se negocian, que finalmente usted dice lo que dice y no tiene que competir con ninguna otra versión, es decir, un modelo más unidireccional de comunicación, donde la conversación o una posibilidad de debate público se queda un poco más corta”. <br/><br/> Pero ante esta situación, ¿qué papel tiene la prensa?, ¿qué posición tomar ante un fenómeno de esta envergadura?, ¿mantenerse en la tónica de que efectivamente ese desplazamiento es definitivo o, por el contrario, entrar en esa dinámica con otro tipo de estrategias? La <strong><a href=https://noticias.universia.net.co/publicaciones/noticia/2010/02/01/258517/investigadora-colombiana-profesora-mejor-universidad-latinoamerica.html target=_blank>investigadora </a></strong>Catalina Londoño señala que lo interesante es que el periodismo puede hacer uso de la situación para enriquecer su información e interpretaciones de la realidad. <br/><br/>
Por su parte, cada vez más los reporteros toman información de esta red social, hecho que plantea varias inquietudes: ¿qué pasa con la contextualización y la confrontación?, ¿se trata solo de un periodismo de declaraciones?

En el cajón está la grabadora, la libreta de notas y el lapicero. Abierta está la red social Twitter y su cascada de “declaraciones”, en la que, en cuestión de segundos, opinan sobre temáticas de diversa índole aquellos líderes de la esfera pública que andan en búsqueda de electores o, simplemente, quieren estar en contacto con sus seguidores.

El periodista está al frente del computador y su elección esta vez pasa por determinar si es suficiente lo que en esa red social se dice o, por el contrario, hace falta tomar el teléfono o salir a la calle en busca de esa voz que permita alimentar el contenido de la nota que prepara, lo que lo obligaría a abrir el cajón, tomar la libreta, cerrar el Twitter e ir a su fuente a la manera clásica.

El dilema le ocurre a diario a cientos de comunicadores, y tal situación puede comprobarse al dirigirse a las páginas web de los diarios, las estaciones radiales o los noticieros de televisión, y corroborar que existe un aumento de contenidos periodísticos que en la actualidad utilizan como fuente de información lo lanzado en Twitter por personajes públicos que optan por hablar de forma directa a sus seguidores.

Esto, según lo explica Jorge Iván Bonilla Vélez, jefe del pregrado en Comunicación Social de EAFIT, muestra algo que no se lo invitó Twitter y que ya venía con otras redes sociales y con el surgimiento y el desarrollo de internet. Se trata de que los políticos o aquellas personas que ocupan un lugar destacado en la esfera pública dejan de sxer fuentes de la información de los periodistas y de los medios, y se convierten en emisores de su propia comunicación.

En su opinión, existe el desplazamiento de la mediación de un tercero, que en este caso son los periodistas o los medios, a una no mediación y a una relación directa de lo que anteriormente era la fuente, bien sea un político, un cantante o un deportista con su electorado, sus fans, los gobernados o sus ciudadanos. Por su parte, Catalina Montoya Londoño, profesora e investigadora de la Facultad de Comunicación y Lenguaje de la Pontificia Universidad Javeriana y docente de cátedra de EAFIT, relaciona el hecho a una tendencia que no es nueva, que está incluso desde el gobierno anterior en Colombia y que se repite en modelos de América Latina, de “hablarle directamente al pueblo (modelos de democracia directa)”.

“Twitter se usa como una alternativa para no tener mediación y no tener que negociar significados en los medios, sino que el líder emita sus opiniones directamente”, indica. Y agrega: “Eso tiene de perverso que los significados no se negocian, que finalmente usted dice lo que dice y no tiene que competir con ninguna otra versión, es decir, un modelo más unidireccional de comunicación, donde la conversación o una posibilidad de debate público se queda un poco más corta”.

Pero ante esta situación, ¿qué papel tiene la prensa?, ¿qué posición tomar ante un fenómeno de esta envergadura?, ¿mantenerse en la tónica de que efectivamente ese desplazamiento es definitivo o, por el contrario, entrar en esa dinámica con otro tipo de estrategias? La investigadora Catalina Londoño señala que lo interesante es que el periodismo puede hacer uso de la situación para enriquecer su información e interpretaciones de la realidad.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.