text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Estudiantes de la Universidad Nacional examinan Sistema Penal Acusatorio

      
Foto: Agencia de Noticias UN - Unimedios
Durante tres días consecutivos, el ejercicio ilustró cómo debe ser una audiencia de legalización de captura, la formulación de acusación, la audiencia preparatoria y la de juicio oral.
En lo corrido de la Semana Universitaria, los integrantes del grupo Marqués de Becaría enseñaron a los estudiantes de Derecho y al público en general, las etapas del proceso penal acusatorio del actual sistema, los errores de los operadores (fiscales, jueces y defensores) y las posibilidades de un pleito transparente y libre de vicios.

Uno de los temas destacados fue la oralidad como principio rector de materialización del proceso penal. En el Auditorio Camilo Torres de la Facultad de Derecho, Ciencias Políticas y Sociales, los integrantes del grupo hicieron las veces de Fiscalía, abogado defensor, acusado, testigos, jurado y juez, y resaltaron en tarima la especial importancia de la oralidad en las notificaciones y en las actuaciones tanto preprocesales como procesales.

Para Cristian Ramírez, estudiante de décimo semestre de Derecho e integrante del grupo, la oralidad del actual Sistema Penal Acusatorio referente a la Ley 906 de 2004, “brinda celeridad, eficacia y pertinencia para desarrollar el juicio”. Sin embargo, aún se mantienen prácticas del sistema anterior (Ley 600 de 2000), en el que los operadores leen el escrito de acusación y los abogados no tienen el permiso de ponerse de pie para defender a su cliente. “Si se observa una película norteamericana, el abogado se puede parar. Si uno quiere defender se tiene que vender”, comentó el alumno.

Durante tres días consecutivos, el ejercicio ilustró cómo debe ser una audiencia de legalización de captura, la formulación de acusación, la audiencia preparatoria y la de juicio oral. Entre las técnicas, mostraron formas correctas de hacer preguntas a testigos y acusados, la debida presentación de evidencias y pruebas, el orden correcto de las fases, la intervención del jurado, la forma verbal de acusar, los derechos y deberes de cada fase, entre otros aspectos.

Ramírez explicó que “la razón de ser del grupo es capacitar a los estudiantes sobre la forma adecuada de operar en el sistema, porque somos nosotros lo que vamos a continuar con él. Con esto también buscamos denunciar públicamente los errores que se cometen”. El próximo mes, el grupo Marqués de Becaría planea hacer un taller similar al que asistirían magistrados, jueces, abogados y fiscales.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.