text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Crisis mundial afectará economía colombiana en 2012

      
Imagen relacionada
Crisis mundial afectará economía colombiana en 2012.
Así lo afirmó Ricardo Bonilla, director del Observatorio de Coyuntura Socioeconómica del Centro de Investigaciones para el Desarrollo (CID) de la Universidad Nacional de Colombia.

De acuerdo con el analista, los nubarrones para el 2012 ya se anuncian: Europa está entrando en plena recesión, EE.UU. no tiene su mejor nivel de crecimiento a pesar de que sigue la recuperación, Japón está todavía débil y la mala noticia para el mundo es que el crecimiento económico en China e India comienzan a mostrar síntomas de desaceleración; eso puede significar que durante el próximo año el crecimiento económico colombiano será inferior al del presente, y eso se reflejará en una  pérdida de participación en las exportaciones mundiales de combustibles y en el proceso que se vaya a llevar en América Latina.

“Si Colombia quiere cambiar la mirada, necesariamente hay que impulsar el desarrollo industrial y el intercambio con los países de la vecindad. Nuestros socios comerciales importantes para el año 2012 no deberían ser ni Europa, ni EE.UU, ni China, nuestros socios importantes deberán ser Venezuela, Ecuador y todo el conjunto latinoamericano. Si volteamos la mirada hacia allá, sufriremos de menor manera los problemas de la recesión y la crisis que se avecina en el viejo continente”, explicó Bonilla.
 

Reducir la informalidad

En cuanto al desempleo, se destaca que la tasa ya es de un dígito y se ha logrado mantener durante cuatro meses seguidos. Según el analista, esta tasa es la combinación de un proceso de formalización laboral, de mejores empleos y la búsqueda de los colombianos sin mejores oportunidades de trabajo, que están en el rebusque o en trabajos de baja productividad para mejorar su situación laboral.

Hay una combinación de empleos de buena calidad que surgen a partir de sectores modernos de la economía: “El sector minero energético crea empleo de calidad, aunque desafortunadamente muy poco; la parte industrial, la parte del comercio moderno y las nuevas tecnologías de información y servicios inteligentes, ahí están los mejores empleos de la época. Pero a su vez, está todavía el drama de la gran economía del rebusque”, advirtió Bonilla.

Lo que se espera es que en los próximos años se pueda reducir la tasa de desempleo simultáneamente con la tasa de informalidad y la del subempleo. Es decir, “que los colombianos mejoren las condiciones  laborales de toda naturaleza y que se puedan insertar en un mercado de  empleo digno, decente, de mayor calidad y que satisfaga las necesidades básicas para los hogares colombianos”, dijo el analista.
 
 
El comercio internacional

Por su parte, para el profesor Germán Enrique Nova, subdirector del CID, el balance comercial del 2011 resulta bastante importante por varios aspectos: "En primer lugar, la dinámica de la actividad comercial internacional presenta un crecimiento superior al 20%. Así, pudimos terminar cerrando el 2011 con cifras cercanas a los 50 mil millones de dólares que, en comparación con el año 2010 –con cifras alrededor de 40 mil millones de dólares–, significa un crecimiento importante".

Dentro de esta actividad comercial internacional, los ingresos por exportación de bienes primarios ya representan el 17% de los ingresos fiscales de la nación, lo cual es muy significativo.

Nova, sin embargo, resaltó algunos aspectos negativos de esta actividad comercial: dentro del total de exportaciones el petróleo representa cerca del 48%, el carbón cerca del 16%, y muy lejos la exportación de café, con menos del 6%. Al observar la composición de bienes que se exportan, llama la atención el peso de los bienes tradicionales; ya que significan cerca del 70%. “Si comparamos con lo que sucedía hace apenas 6 años, los bienes no tradicionales llegaron a representar el 50% del total de exportaciones. Así, podemos concluir que las exportaciones de bienes primarios  representadas en petróleo y carbón, están consolidando esta concepción de exportar bienes tradicionales primarios”.

El otro aspecto negativo es la dependencia con EE.UU., en cerca del 40% de los bienes que se exportan; los países europeos representan otro 40%; y llama la atención cómo, a pesar de los esfuerzos del Gobierno Nacional por mejorar las relaciones políticas y económicas en América Latina, las exportaciones a estos países todavía están por debajo del 6%.

Con respecto a las importaciones, la mayor dinámica la están reflejando los vehículos y las materias primas para la actividad industrial, además de una serie de bienes de capital para este mismo sector de la economía nacional.

“Frente a las perspectivas del año 2012 quiero resaltar unas conclusiones del estudio de la CEPAL (Comisión Económica para América Latina) sobre el panorama económico de América Latina, en donde se sentirán las repercusiones de la difícil situación económica de los países europeos y de los EE.UU., que para Colombia significará un crecimiento por debajo del 5%. Es decir que, frente a las proyecciones del Gobierno Nacional, que están por encima del 5,6%, lo que se considera es que se empezará a sentir el efecto de las economías europeas, el cual va a tener una repercusión por debajo del 5% y va a afectar los ingresos fiscales en más de un 4,1%”, concluyó Nova.




Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.