text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Fundación Botín beca a estudiantes latinoamericanos que tengan vocación de servidores públicos

      
Becados por la Fundación Botín
Iñigo Sáenz de Miera (centro) y los becados de Colombia de la pasada edición.
Lee también:
 
 
 
Latinoamérica le apuesta al emprendimiento
 
 
La Fundación Botín seleccionará entre las candidaturas recibidas a través de la web www.fundacionbotin.org entre el 19 de febrero y el 30 de abril de 2013, un total de 40 nuevos estudiantes que tendrán acceso a un curso intensivo de dos meses y medio en los que tratarán temas como educación, marco jurídico, institucional, economía y sociedad civil.

Año tras año la Fundación Botín, primera de su tipo en España, y con más de 50 años de historia, se preocupa por el desarrollo de los programas sociales en Latinoamérica con un apoyo económico de unos 25 millones de euros (aproximadamente 60 mil millones de pesos) sobre todo para la formación de jóvenes interesados en cambiar el concepto de lo público en la región a partir del trabajo en beneficio de la comunidad.

Por esta razón, durante el anuncio internacional de la IV edición de 'Becas de la Fundación Botín para el Fortalecimiento de la Función Pública en Latinoamérica', la Fundación continúa en su esfuerzo por seleccionar, con ayuda de las universidades del país, a los estudiantes que demuestren interés en formarse como servidores públicos, ofreciéndoles así una serie de herramientas necesarias para cumplir no solo con sus sueños, sino también con su objetivo de contribuir al desarrollo social del país.

Para Iñigo Sáenz de Miera, director general de la Fundación Botín, uno de los objetivos fundamentales de las becas es "convertir el talento en riqueza en América Latina”, convencidos de que “la condición necesaria para que exista un crecimiento económico y que este se convierta en riqueza, es el buen funcionamiento de las instituciones públicas".

Así funcionan las becas

Las becas incluyen aspectos formativos, desarrollo de habilidades encuentros institucionales y actividades encaminadas a detectar futuros servidores públicos entre los estudiantes del país, y de otros tantos de América Latina.

Están dirigidas a estudiantes que estén cursando alguna carrera profesional, técnica o tecnológica, en cualquier institución de educación superior que esté legalmente establecida y registrada en el país.
Los candidatos se deben presentar, en primera instancia, en sus respectivas universidades. Luego, los propios rectores de las instituciones académicas son los que seleccionan a los 3 finalistas de cada universidad tras pasar por un arduo proceso de selección en el que deben presentar un ensayo, contestar un cuestionario y subir un video en el que demuestren su vocación de servidores públicos.
Asimismo, la Universidad debe presentar un expediente académico de los estudiantes candidatos y una referencia del compromiso con su comunidad.

Luego de este proceso de selección, serán 40 estudiantes de 12 países de América Latina los que tendrán la oportunidad de iniciar el programa en la Universidad Brown University de Rhode Island de EE.UU. Esta prestigiosa universidad es la encargada de diseñar el programa, junto con la Fundación Botín, para la formación de los estudiantes. Durante la primera semana los becados intercambian experiencias de sus países, reciben las herramientas bases del curso, debaten, entre otras actividades.
Finalmente, es en España donde los estudiantes continúan el programa (termina en diciembre).

Experiencia de los alumnos

Una de las experiencias más gratificantes contadas por los alumnos es que se dan cuenta de que hay jóvenes de otros países que piensan igual que ellos, que tienen las mismas preocupaciones, los mismos objetivos y, sobre todo, el mismo sueño: dejar una huella en el desarrollo de cada uno de sus países.

"Cuando sabes que 40 jóvenes con los que conviviste dos meses están trabajando en actividades sociales, como algún ministerio o secretaría, tú dices, sí se puede. Al final siempre encuentras cosas que te dicen que sí se puede, es creer que podemos", afirmó Sara Cálad, politóloga de la Universidad Nacional Medellín y quien actualmente trabaja en la Secretaría de Educación de Medellín.

La formación va mucho más allá de la becas

Luego de participar en el programa, los estudiantes pasan a formar parte de la Red Internacional de Servicios Públicos, creada en 2011. Se trata de una plataforma pensada para compartir los conocimientos y experiencias adquiridas por los becarios y que busca fortalecer su compromiso social, aptitudes y talentos, ayudándoles a resolver problemas y retos, además de permitirles seguir en contacto y dar continuidad a la preparación recibida.

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.