text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Desarrollo sostenible a manos de la Universidad

      
Expertos aseguran que sí es posible lograr una armonía entre progreso y naturaleza. Foto suministrada
Expertos aseguran que sí es posible lograr una armonía entre progreso y naturaleza. Foto suministrada
Ante el problema ambiental que vive el mundo actual y sus implicaciones desde ámbitos como el económico y el social, la sostenibilidad se convirtió en la propuesta más viable para lograr equilibrio entre desarrollo y medio ambiente.
 
 
Lee también:
 
 
 
Y aunque se trata de un tema transversal a todos los habitantes del planeta, instancias como la universidad se vuelven referentes en aspectos como el informativo y pedagógico, y entes activos desde la investigación e intervención social.

Para Paula Marcela Hernández Díaz, docente del pregrado en Ingeniería de Procesos de EAFIT, promover el desarrollo sostenible es una responsabilidad de la educación superior, que va ligada, de manera directa, al compromiso que esta tiene con el progreso del país.

El problema es que en muchas ocasiones la palabra “progreso” va en detrimento del medio ambiente, en especial cuando se piensa como sinónimo de “crecimiento”, sin embargo, la docente insiste en que es posible lograr una armonía entre progreso y naturaleza si se parte de la base del desarrollo sostenible.

No podemos confundir el progreso con crecimiento, pues el crecimiento solo busca mejorar el nivel social, el estatus de vida, aumentar la posibilidad de consumo, mientras que el desarrollo sostenible pretende dar calidad de vida de manera responsable con el planeta”, agrega la profesora.

El término desarrollo sostenible fue usado y definido por primera vez por Naciones Unidas en el Informe de Brundtland en 1987, un documento en el que se analizan y replantean las políticas de desarrollo económico globalizador, teniendo en cuenta el alto costo ambiental que estaban teniendo.

En el documento puede leerse que se trata de “la satisfacción de las necesidades de las generaciones presentes sin comprometer las posibilidades de las del futuro para atender sus propias necesidades”, de manera que si bien su elemento principal es el ecológico, también incluye puntos como el social y el económico.


Problemas y soluciones desde la academia

Muchos de los hoy miles de estudiantes universitarios del país serán mañana los líderes del gobierno y la industria, dos instancias desde las que se pueden frenar los daños ambientales que el hombre viene ocasionando al planeta desde hace siglos.

La situación es tan grave que, según Michel Hermelin Arbaux, docente del pregrado en Geología, no se agota en el famoso cambio climático, pues se trata más bien de un cambio global que incluye elementos como la destrucción de la capa de ozono, la contaminación de los océanos y los continentes, la carencia de agua potable y el aniquilamiento de especies, entre otros.

Es hora de que el hombre intente tener cierto equilibrio con su territorio circundante, pues las medidas que han tomado las legislaciones del mundo todavía son muy tímidas”, agrega el profesor.

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.