text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Castro Caycedo visitó la Universidad Javeriana de Cali

      
<div>Para Castro Caicedo si hay algo que se puede establecer como un paralelo para el ejercicio de escribir es la construcción de un carro: "en primera instancia el auto debe tener una estructura y se fabrica el chasis. De igual manera todo escrito debe tener una estructura narrativa, ya sea lineal, que consiste en contar en orden y para tal efecto hay que tener un comienzo y final intensos. De igual manera según Castro Caicedo, hay una segunda clase de estructura que es la denominada secuencia rota, y en la cual se manejan diferentes versiones en torno a un hecho, partiendo de la base, que ninguna es la verdad absoluta". </div><br/><div>Castro afirmó "en mis últimos libros lo que hecho es utilizar la narrativa pictórica que consiste en contar pero no basándose una narración sino fundamentada en más diálogos y escenas. Esto es como un plano-secuencia, lo que exige una variación en el trabajo de campo, en primera instancia hay que tomar fotos y describir mejor, así como conseguir más información para que en el computador cuando se esté escribiendo se pueda transmitir, si la historia es en un clima calido, esa temperatura en el relato. Una de las cosas fundamentales para escribir en esta narrativa pictórica es la curiosidad".</div><br/><div>Castro Caicedo también enfatizo en "la sensibilidad es fundamental para el escritor, resulta fundamental integrarse con el medio y el ambiente de lo que se va a escribir, para que el relato pueda plasmar toda la realidad o desde esta la ficción que se quiera trasmitir.</div><br/><div>En su charla Castro Caycedo compartió con los asistentes ingerencias de su actividad profesional, en la cual ha obtenido 10 premios nacionales de periodismo y cuatro en el exterior, como el SIP-Mergenthaler, otorgado por la Sociedad Interamericana de Prensa, y el gran premio para testimonio de la bienal de televisión de Berlín Prix Futura. </div><br/><div>Paralelamente, Castro Caycedo ha escrito libros testimoniales sobre la realidad colombiana, como "Colombia amarga" (1976), del que se han vendido más de 300 mil copias en 57 ediciones; "Perdido en el Amazonas" (1978); "Del ELN al M-19, once años de lucha guerrillera" (1980); "Mi alma se la dejo al diablo" (1982); "El Karina" (1985); "El hueco: la entrada ilegal de colombianos a Estados Unidos por México, Bahamas, y Haití" (11a. edición 1989); "El cachalandrán amarillo: cuentos populares de Colombia" (1989); "El Hurakán" (1991) y "La bruja: coca, política y demonio" (1994). </div><br/><div>Entre sus libros más recientes se destacan: "Más allá de la noche: una historia de amor y de guerra" (2004); "Con las manos en alto" (2001); "Colombia X" (1999); "La muerte de Giacomo Turra" (1997); "El Alcaraván" (1996); "En secreto" (1996). Algunos de ellos han sido traducidos al inglés, griego y al hungaro. </div><br/><div>Y como novedad en el Auditorio javeriano, compartió que en los próximos días saldrá en circulación en Brasil y en Italia, su libro "Mi alma se la dejo al diablo".</div><br/><div>Castro Caycedo invitó a las nuevas generaciones de escritores, periodistas y amantes de la literatura a arriesgarse a investigar y escribir pero especialmente buscando la trasmisión de emociones. </div><br/><div><em>Fuente: Oficina de Comunicaciones Universidad Javeriana Cali</em><br/></div>
Para Castro Caicedo si hay algo que se puede establecer como un paralelo para el ejercicio de escribir es la construcción de un carro: "en primera instancia el auto debe tener una estructura y se fabrica el chasis. De igual manera todo escrito debe tener una estructura narrativa, ya sea lineal, que consiste en contar en orden y para tal efecto hay que tener un comienzo y final intensos. De igual manera según Castro Caicedo, hay una segunda clase de estructura que es la denominada secuencia rota, y en la cual se manejan diferentes versiones en torno a un hecho, partiendo de la base, que ninguna es la verdad absoluta".

Castro afirmó "en mis últimos libros lo que hecho es utilizar la narrativa pictórica que consiste en contar pero no basándose una narración sino fundamentada en más diálogos y escenas. Esto es como un plano-secuencia, lo que exige una variación en el trabajo de campo, en primera instancia hay que tomar fotos y describir mejor, así como conseguir más información para que en el computador cuando se esté escribiendo se pueda transmitir, si la historia es en un clima calido, esa temperatura en el relato. Una de las cosas fundamentales para escribir en esta narrativa pictórica es la curiosidad".

Castro Caicedo también enfatizo en "la sensibilidad es fundamental para el escritor, resulta fundamental integrarse con el medio y el ambiente de lo que se va a escribir, para que el relato pueda plasmar toda la realidad o desde esta la ficción que se quiera trasmitir.

En su charla Castro Caycedo compartió con los asistentes ingerencias de su actividad profesional, en la cual ha obtenido 10 premios nacionales de periodismo y cuatro en el exterior, como el SIP-Mergenthaler, otorgado por la Sociedad Interamericana de Prensa, y el gran premio para testimonio de la bienal de televisión de Berlín Prix Futura.

Paralelamente, Castro Caycedo ha escrito libros testimoniales sobre la realidad colombiana, como "Colombia amarga" (1976), del que se han vendido más de 300 mil copias en 57 ediciones; "Perdido en el Amazonas" (1978); "Del ELN al M-19, once años de lucha guerrillera" (1980); "Mi alma se la dejo al diablo" (1982); "El Karina" (1985); "El hueco: la entrada ilegal de colombianos a Estados Unidos por México, Bahamas, y Haití" (11a. edición 1989); "El cachalandrán amarillo: cuentos populares de Colombia" (1989); "El Hurakán" (1991) y "La bruja: coca, política y demonio" (1994).

Entre sus libros más recientes se destacan: "Más allá de la noche: una historia de amor y de guerra" (2004); "Con las manos en alto" (2001); "Colombia X" (1999); "La muerte de Giacomo Turra" (1997); "El Alcaraván" (1996); "En secreto" (1996). Algunos de ellos han sido traducidos al inglés, griego y al hungaro.

Y como novedad en el Auditorio javeriano, compartió que en los próximos días saldrá en circulación en Brasil y en Italia, su libro "Mi alma se la dejo al diablo".

Castro Caycedo invitó a las nuevas generaciones de escritores, periodistas y amantes de la literatura a arriesgarse a investigar y escribir pero especialmente buscando la trasmisión de emociones.

Fuente: Oficina de Comunicaciones Universidad Javeriana Cali
  • Fuente:

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.