text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

El proyecto Gaviria

      
<span style=font-weight: bold;> ¿Cuál considera que será el impacto del TLC en la educación superior colombiana? </span><br/><br/> En varias oportunidades he declarado que me opongo al conjunto del TLC, porque no se trata de un acuerdo de comercio equitativo y que respete la soberanía del país. <br/><br/> La educación allí se negoció como servicio transfronterizo, lo cual tiene dos consecuencias graves e inmediatas. La primera, que si se aceptaron las definiciones estándar de la OMC, sin dejar reserva, estaremos asistiendo al final de la educación pública, por cuanto este tipo de servicios no pueden ser subsidiados. Y la segunda, que internacionaliza la privatización, abre paso a la llegada de inversionistas educativos preocupados más por el negocio que por la formación integral.<br/><br/> A propósito del TLC y los planes de reforma de la universidad colombiana, se me viene a la memoria una biografía que leí hace mucho tiempo acerca de Ghandi, en la que se contaba lo siguiente: <br/><br/> A Ghandi le propusieron que sembrara algodón en la India y él fue renuente a hacerlo. Su reflexión era: si sembramos algodón, entonces vamos a tener industria textil, y si tenemos industria textil, la industria textil nuestra va a ser a imagen y semejanza de las industrias textileras inglesas y norteamericanas, y nuestros trabajadores van a adquirir los mismos hábitos de los trabajadores ingleses y norteamericanos. Entonces, a través de ese grano de algodón nos va a abrumar la civilización occidental y no queremos eso-.<br/><br/> ¿Cuál es la analogía? Si ahora se está diciendo que nos tenemos que preparar para recibir el TLC, entonces vamos a formar profesionales que estén adiestrados en este o aquel tipo de actividades porque de eso depende el éxito del TLC. De esa manera la Universidad olvidará su propósito esencial. Y en este sentido yo concibo más fácil una universidad sin Facultad de Ingeniería que una universidad sin Departamento de Filosofía o sin Departamento de Historia.<br/><br/> Incluso la tarea de formar profesionales, siendo muy importante y yo la reivindico para la universidad, es secundaria frente a la tarea esencial de formar personas autónomas. <br/><br/><br/><span style=font-weight: bold;>¿Cuál es su propuesta para financiar a las universidades públicas en Colombia? </span><br style=font-weight: bold;/><br/> Nosotros hemos presentado nuestra política social de una manera muy simplificada, diciendo que la propuesta tiende a que el Estado colombiano tome en serio la Constitución y, por tanto, a que diseñe políticas públicas que estén encaminadas a que los derechos económicos, sociales y culturales no sean una mera retórica, sino una realidad.<br/><br/> Por tanto, tenemos políticas en materia de vivienda, de educación, de alimentación, de salud. Y el eje central es la generación de empleo. <br/><br/> En materia de educación nuestra propuesta es que hay que fortalecer la educación pública en todos sus niveles y desde luego a la universidad pública. <br/><br/> ¿Cuál creo que debe ser la política del Estado frente a la universidad pública? Reconocerle su autonomía, la capacidad de decidir cuáles deben ser sus programas, cuáles deben ser sus planes de estudio, sin que el Estado tenga ingerencia en eso. Y adicionalmente, financiarla. Porque mientras la financiación juegue como un chantaje: yo la financio siempre y cuando usted haga lo que yo quiero-, se está negociando la autonomía. <br/><br/> Sobre el asunto de los Doctores, se debe producir un apalancamiento de becas para que podamos enviar alumnos a capacitarse en doctorados con recursos estatales y conforme a las prioridades definidas en un plan en pro de la adquisición de tecnología.<br/><br/><br/><span style=font-weight: bold;>¿Cuál es su propuesta para financiar la investigación científica y tecnológica en las universidades? </span><br/><br/> He insistido reiteradamente en que se requiere un plan de adquisición de tecnología con presupuestos adecuados y cofinanciación de proyectos con el sector empresarial. <br/><br/> La inversión en educación en áreas tecnológicas hace parte de esta estrategia. El ejemplo de los países del sudeste asiático debe emularse. <br/><br/> Adicionalmente, se debe diseñar un plan de investigación tecnológica con recursos muy superiores a los que actualmente tiene COLCIENCIAS y exigir a las grandes empresas cofinanciación de proyectos y a los inversionistas extranjeros transferencia de tecnología. <br/><br/> En el caso del SENA, me declaro en contra de los intentos de eliminación de los recursos parafiscales, así como de la privatización de la formación. Tampoco estoy de acuerdo con la reducción de tiempos en los ciclos de la formación profesional. <br/><br/><br/><span style=font-weight: bold;>¿Cuál es su propuesta para ampliar la cobertura de la educación superior en el país y para conseguir su cohesión con la educación básica y secundaria? ¿Qué planes considera necesarios para mitigar la deserción en la educación superior? </span><br style=font-weight: bold;/><br/> Existe una drástica reducción de la cobertura al ingresar a los grados 10 y 11. El promedio nacional de cobertura es de 25% del grupo de edad, llegando al 30 y 40% en algunas ciudades como Bogotá.<br/><br/> El carácter post básico de la educación media implica que la financiación de este nivel recaiga básicamente en las familias, lo que incide significativamente en la escasa participación de sectores sociales de menores ingresos relativos. Por consiguiente, el nivel medio de Colombia tiene bajas tasas generales de cobertura, grandes diferencias de cobertura entre regiones, y alta restricción social en el acceso.<br/><br/> La baja cobertura implica una alta proporción de población en edad escolar por fuera del sistema educativo, afectando principalmente a los jóvenes de menores ingresos.<br/><br/> En materia de educación superior, debido al alto desfase entre una creciente demanda por estudios universitarios de calidad y los escasos cupos disponibles en las principales universidades estatales en las que se concentra la mayor parte de la demanda, se genera una alta selectividad que favorece a estudiantes de mayores niveles socioeconómicos y culturales relativos. <br/><br/> Por esa razón, defenderemos la educación pública, universal, gratuita, de calidad y obligatoria mediante la presentación de una Ley Estatutaria de Educación en los niveles de preescolar, primaria, secundaria y media, y el fortalecimiento y gratuidad de la universidad pública. <br/><br/> Destinaremos recursos financieros para la dotación de los planteles educativos de todos los niveles. Se ofrecerá servicio estatal de educación preescolar de tres grados y de guarderías infantiles y se elaborará participativamente un Plan Decenal Educativo. <br/><br/> El acto legislativo 01 del 2001 congeló las transferencias regionales para educación y salud al aumento de la inflación año, hasta el 2007. El régimen de transferencias que había establecido el constituyente de 1991 era mucho más progresivo en cuanto aumentaban de manera proporcional al crecimiento de los ingresos del Estado, crecimiento que se obtiene principalmente por reformas tributarias. <br/><br/> Luego, el mensaje para el ciudadano es perverso, aumentaremos los impuestos pero los recursos para colegios y hospitales no van a crecer. Es un mensaje regresivo y antidemocrático. <br/><br/> Por tanto, propongo la recuperación del régimen de transferencias de la constitución de 1991 con los mismos criterios de distribución y competencias que le daban un peso específico a los municipios.<br/><br/> Estoy de acuerdo en que los entes territoriales tengan mayores fuentes de ingresos fiscales para el gasto social, pero, igualmente con un criterio progresivo. A manera de ejemplo aumentaría el impuesto a las grandes propiedades ociosas del campo y la ciudad con este objetivo.<br/><br/><br/><span style=font-weight: bold;> ¿Qué opinión le merece la incursión de grupos armados ilegales en la universidad?</span><br/><br/> Rechazo la incursión de cualquiera de estos grupos. Esta situación se presenta casi siempre por la fragilidad de lo que la Constitución define como autonomía universitaria, y la intromisión muchas veces arbitraria de los gobiernos en el ámbito universitario. <br/><br/>La protesta universitaria es válida como expresión de inconformidad con la situación del país o las arbitrariedades del régimen. La protesta universitaria ha tenido que ver con hechos significativos para el país, lo cual ha sido expresión generalmente de la búsqueda de libertad y autonomía universitaria. <br/><br/><br/><span style=font-weight: bold;>Perfil del candidato</span><br/><br/> Carlos Gaviria Díaz nació en 1937, en Sopetrán, población situada en el occidente del departamento de Antioquia. Ya radicado en Medellín, adelantó sus estudios de bachillerato en un colegio privado y luego los universitarios en la Facultad de Derecho de la Universidad de Antioquia. En esta misma universidad fue profesor durante treinta años y ocupó los siguientes puestos de dirección: Decano, Director del Instituto de Ciencia Política y Vicerrector General. <br/><br/> Entre 1970 y 1971 realizó estudios de postgrado en la Escuela de Leyes de la Universidad de Harvard. Entre 1993 y 2001 se desempeñó como Magistrado de la Corte Constitucional, de la cual fue presidente en 1996. Finalmente, entre el año 2002 y el 2006 ocupó el cargo de senador de la República.<br/><br/><a href=https://www.universia.net.co/noticias/ target=_blank title=https://www.universia.net.co/noticias/>Lo invitamos a votar en la encuesta del día sobre elecciones presidenciales</a><br/><br/><br/>
¿Cuál considera que será el impacto del TLC en la educación superior colombiana?

En varias oportunidades he declarado que me opongo al conjunto del TLC, porque no se trata de un acuerdo de comercio equitativo y que respete la soberanía del país.

La educación allí se negoció como servicio transfronterizo, lo cual tiene dos consecuencias graves e inmediatas. La primera, que si se aceptaron las definiciones estándar de la OMC, sin dejar reserva, estaremos asistiendo al final de la educación pública, por cuanto este tipo de servicios no pueden ser subsidiados. Y la segunda, que internacionaliza la privatización, abre paso a la llegada de inversionistas educativos preocupados más por el negocio que por la formación integral.

A propósito del TLC y los planes de reforma de la universidad colombiana, se me viene a la memoria una biografía que leí hace mucho tiempo acerca de Ghandi, en la que se contaba lo siguiente:

A Ghandi le propusieron que sembrara algodón en la India y él fue renuente a hacerlo. Su reflexión era: "si sembramos algodón, entonces vamos a tener industria textil, y si tenemos industria textil, la industria textil nuestra va a ser a imagen y semejanza de las industrias textileras inglesas y norteamericanas, y nuestros trabajadores van a adquirir los mismos hábitos de los trabajadores ingleses y norteamericanos. Entonces, a través de ese grano de algodón nos va a abrumar la civilización occidental y no queremos eso-.

¿Cuál es la analogía? Si ahora se está diciendo que nos tenemos que preparar para recibir el TLC, entonces vamos a formar profesionales que estén adiestrados en este o aquel tipo de actividades porque de eso depende el éxito del TLC. De esa manera la Universidad olvidará su propósito esencial. Y en este sentido yo concibo más fácil una universidad sin Facultad de Ingeniería que una universidad sin Departamento de Filosofía o sin Departamento de Historia.

Incluso la tarea de formar profesionales, siendo muy importante y yo la reivindico para la universidad, es secundaria frente a la tarea esencial de formar personas autónomas.


¿Cuál es su propuesta para financiar a las universidades públicas en Colombia?

Nosotros hemos presentado nuestra política social de una manera muy simplificada, diciendo que la propuesta tiende a que el Estado colombiano tome en serio la Constitución y, por tanto, a que diseñe políticas públicas que estén encaminadas a que los derechos económicos, sociales y culturales no sean una mera retórica, sino una realidad.

Por tanto, tenemos políticas en materia de vivienda, de educación, de alimentación, de salud. Y el eje central es la generación de empleo.

En materia de educación nuestra propuesta es que hay que fortalecer la educación pública en todos sus niveles y desde luego a la universidad pública.

¿Cuál creo que debe ser la política del Estado frente a la universidad pública? Reconocerle su autonomía, la capacidad de decidir cuáles deben ser sus programas, cuáles deben ser sus planes de estudio, sin que el Estado tenga ingerencia en eso. Y adicionalmente, financiarla. Porque mientras la financiación juegue como un chantaje: "yo la financio siempre y cuando usted haga lo que yo quiero-, se está negociando la autonomía.

Sobre el asunto de los Doctores, se debe producir un apalancamiento de becas para que podamos enviar alumnos a capacitarse en doctorados con recursos estatales y conforme a las prioridades definidas en un plan en pro de la adquisición de tecnología.


¿Cuál es su propuesta para financiar la investigación científica y tecnológica en las universidades?

He insistido reiteradamente en que se requiere un plan de adquisición de tecnología con presupuestos adecuados y cofinanciación de proyectos con el sector empresarial.

La inversión en educación en áreas tecnológicas hace parte de esta estrategia. El ejemplo de los países del sudeste asiático debe emularse.

Adicionalmente, se debe diseñar un plan de investigación tecnológica con recursos muy superiores a los que actualmente tiene COLCIENCIAS y exigir a las grandes empresas cofinanciación de proyectos y a los inversionistas extranjeros transferencia de tecnología.

En el caso del SENA, me declaro en contra de los intentos de eliminación de los recursos parafiscales, así como de la privatización de la formación. Tampoco estoy de acuerdo con la reducción de tiempos en los ciclos de la formación profesional.


¿Cuál es su propuesta para ampliar la cobertura de la educación superior en el país y para conseguir su cohesión con la educación básica y secundaria? ¿Qué planes considera necesarios para mitigar la deserción en la educación superior?

Existe una drástica reducción de la cobertura al ingresar a los grados 10 y 11. El promedio nacional de cobertura es de 25% del grupo de edad, llegando al 30 y 40% en algunas ciudades como Bogotá.

El carácter post básico de la educación media implica que la financiación de este nivel recaiga básicamente en las familias, lo que incide significativamente en la escasa participación de sectores sociales de menores ingresos relativos. Por consiguiente, el nivel medio de Colombia tiene bajas tasas generales de cobertura, grandes diferencias de cobertura entre regiones, y alta restricción social en el acceso.

La baja cobertura implica una alta proporción de población en edad escolar por fuera del sistema educativo, afectando principalmente a los jóvenes de menores ingresos.

En materia de educación superior, debido al alto desfase entre una creciente demanda por estudios universitarios de calidad y los escasos cupos disponibles en las principales universidades estatales en las que se concentra la mayor parte de la demanda, se genera una alta selectividad que favorece a estudiantes de mayores niveles socioeconómicos y culturales relativos.

Por esa razón, defenderemos la educación pública, universal, gratuita, de calidad y obligatoria mediante la presentación de una Ley Estatutaria de Educación en los niveles de preescolar, primaria, secundaria y media, y el fortalecimiento y gratuidad de la universidad pública.

Destinaremos recursos financieros para la dotación de los planteles educativos de todos los niveles. Se ofrecerá servicio estatal de educación preescolar de tres grados y de guarderías infantiles y se elaborará participativamente un Plan Decenal Educativo.

El acto legislativo 01 del 2001 congeló las transferencias regionales para educación y salud al aumento de la inflación año, hasta el 2007. El régimen de transferencias que había establecido el constituyente de 1991 era mucho más progresivo en cuanto aumentaban de manera proporcional al crecimiento de los ingresos del Estado, crecimiento que se obtiene principalmente por reformas tributarias.

Luego, el mensaje para el ciudadano es perverso, aumentaremos los impuestos pero los recursos para colegios y hospitales no van a crecer. Es un mensaje regresivo y antidemocrático.

Por tanto, propongo la recuperación del régimen de transferencias de la constitución de 1991 con los mismos criterios de distribución y competencias que le daban un peso específico a los municipios.

Estoy de acuerdo en que los entes territoriales tengan mayores fuentes de ingresos fiscales para el gasto social, pero, igualmente con un criterio progresivo. A manera de ejemplo aumentaría el impuesto a las grandes propiedades ociosas del campo y la ciudad con este objetivo.


¿Qué opinión le merece la incursión de grupos armados ilegales en la universidad?

Rechazo la incursión de cualquiera de estos grupos. Esta situación se presenta casi siempre por la fragilidad de lo que la Constitución define como autonomía universitaria, y la intromisión muchas veces arbitraria de los gobiernos en el ámbito universitario.

La protesta universitaria es válida como expresión de inconformidad con la situación del país o las arbitrariedades del régimen. La protesta universitaria ha tenido que ver con hechos significativos para el país, lo cual ha sido expresión generalmente de la búsqueda de libertad y autonomía universitaria.


Perfil del candidato

Carlos Gaviria Díaz nació en 1937, en Sopetrán, población situada en el occidente del departamento de Antioquia. Ya radicado en Medellín, adelantó sus estudios de bachillerato en un colegio privado y luego los universitarios en la Facultad de Derecho de la Universidad de Antioquia. En esta misma universidad fue profesor durante treinta años y ocupó los siguientes puestos de dirección: Decano, Director del Instituto de Ciencia Política y Vicerrector General.

Entre 1970 y 1971 realizó estudios de postgrado en la Escuela de Leyes de la Universidad de Harvard. Entre 1993 y 2001 se desempeñó como Magistrado de la Corte Constitucional, de la cual fue presidente en 1996. Finalmente, entre el año 2002 y el 2006 ocupó el cargo de senador de la República.

Lo invitamos a votar en la encuesta del día sobre elecciones presidenciales


  • Fuente:

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.