text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Investigadores de la Universidad Nacional descubren cómo detectar cáncer hereditario de colon

      
El hallazgo permite que los integrantes de las familias afectadas por esta enfermedad sepan tempranamente si lo heredaron o no, y así tratarlo a tiempo y evitar la muerte. <br/><br/> Alejandro Giraldo, el médico genetista que ha liderado la investigación, explica que aunque las enfermedades genéticas suelen ser raras, ésta resulta relativamente común. El síndrome de Lynch tendría una frecuencia del 5% de todos los cánceres de colon y al año cobra la vida 1.500 personas en Colombia. Esto quiere decir que si el 5% de ellos son hereditarios, hay cerca de 75 personas que padecen de esta dolencia genética que es posible prevenir. <br/><br/> El grupo de investigación se centró en el estudio de los genes MLH1 y MSH2, que pueden sufrir muchas mutaciones, están descritas 250, en el primero, y 170, en el segundo. <br/><br/> Una mutación ocurre cuando daños en el ADN no son corregidos por los genes reparadores, es decir, por el mal apareamiento de las bases: Adenina, Timina, Guanina y Citocina. Si esos errores no se corrigen, se pueden transmitir a la descendencia, cuando a ese cambio particular se le sumen otras mutaciones sucesivamente darán como resultado un cáncer hereditario, en el que existe un 50% de posibilidades de que cada hijo de esa persona lo herede. <br/><br/><b>Cuándo sospechar</b><br/><br/> Alguien debe empezar a sospechar que posiblemente su familia está afectada por cáncer de colon hereditario si ha habido por lo menos dos generaciones afectadas, tres personas en la familia con el mismo cáncer, uno de ellos pariente en primer grado de los otros dos. <br/><br/> Tras hacer una prueba de sangre, en los laboratorios del Instituto de Genética se determina si hay mutaciones en los genes MLH1 y MSH2. En caso de que sí existan, la persona debe hacerse la colonoscopia cada año, lo que le que permitirá estar alerta frente a un cáncer de colon inminente. <br/><br/>
El hallazgo permite que los integrantes de las familias afectadas por esta enfermedad sepan tempranamente si lo heredaron o no, y así tratarlo a tiempo y evitar la muerte.

Alejandro Giraldo, el médico genetista que ha liderado la investigación, explica que aunque las enfermedades genéticas suelen ser raras, ésta resulta relativamente común. El síndrome de Lynch tendría una frecuencia del 5% de todos los cánceres de colon y al año cobra la vida 1.500 personas en Colombia. Esto quiere decir que si el 5% de ellos son hereditarios, hay cerca de 75 personas que padecen de esta dolencia genética que es posible prevenir.

El grupo de investigación se centró en el estudio de los genes MLH1 y MSH2, que pueden sufrir muchas mutaciones, están descritas 250, en el primero, y 170, en el segundo.

Una mutación ocurre cuando daños en el ADN no son corregidos por los genes reparadores, es decir, por el mal apareamiento de las bases: Adenina, Timina, Guanina y Citocina. Si esos errores no se corrigen, se pueden transmitir a la descendencia, cuando a ese cambio particular se le sumen otras mutaciones sucesivamente darán como resultado un cáncer hereditario, en el que existe un 50% de posibilidades de que cada hijo de esa persona lo herede.

Cuándo sospechar

Alguien debe empezar a sospechar que posiblemente su familia está afectada por cáncer de colon hereditario si ha habido por lo menos dos generaciones afectadas, tres personas en la familia con el mismo cáncer, uno de ellos pariente en primer grado de los otros dos.

Tras hacer una prueba de sangre, en los laboratorios del Instituto de Genética se determina si hay mutaciones en los genes MLH1 y MSH2. En caso de que sí existan, la persona debe hacerse la colonoscopia cada año, lo que le que permitirá estar alerta frente a un cáncer de colon inminente.

  • Fuente:

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.