text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Alteraciones entre quienes trabajan o no en curtición

      
Los resultados de la muestra aleatoria de 827 personas de esta zona de la localidad de Tunjuelito mostraron una proporción estimada de personas de la población general con niveles de cromo mayores a 10 µg/L (microgramos por litro) de 6,3%. Y la proporción de alteraciones fue: a nivel otorrinolaringológico (23,3%), dermatológico (6,5%), oftalmológico (2,9%) y cavidad oral (1,6%). <br/><br/> Según la magíster en toxicología de la Universidad Nacional de Colombia Esther Mercedes Cuberos, quien realizó la investigación, la exposición se definió, por la ocupación actual relacionada o no con curtiembres. Según esto, los individuos se clasificaron en dos estratos: directamente expuestos el 26% y potencialmente expuestos el 73%. <br/><br/> En la investigación no se encontraron diferencias estadísticamente significativas entre los dos estratos definidos en función de la exposición. Así, se halló el 34,3% con diagnósticos de relación y el 65,7% con diagnósticos no relacionados, revela el estudio de la toxicóloga Mercedes Cuberos. <br/><br/> También se halló asociación entre niveles de cromo en orina mayores a 10 µg/L y residir en la zona. <br/><br/><span style=font-weight: bold;> Bogotá, centro del curtido</span><br/><br/> Es necesario anotar que el cromo es un elemento altamente tóxico para el ser humano y está clasificado por la IARC (Internacional Agency For Research on Cancer) en el grupo I (cancerígeno comprobado en humanos), ya que en exposición ocupacional produce cáncer en el sistema respiratorio. <br/><br/> Según los datos oficiales del Gobierno nacional, en todo el país funcionan aproximadamente 800 empresas de curtiembres que utilizan como materia prima el cromo. En Bogotá y la Sabana se concentra el 60% de estas empresas, caracterizadas por tener un proceso productivo artesanal, ser microempresas y carecer de sistemas técnicos de control al riesgo y vigilancia de la salud de los trabajadores expuestos. <br/><br/> El estudio llama la atención en que las personas que participan del proceso productivo del cuero tienen un riesgo significativo de presentar hallazgos clínicos atribuibles a la exposición a cromo. <br/><br/> Pero también, concluye la investigadora: el riesgo está presente en la población general expuesta a compuestos de cromo de manera similar a aquellas con ocupación relacionada con curtición, lo cual puede ser debido a que los habitantes del sector están en contacto con cromo por otras vías diferentes a la ocupacional, como, por ejemplo, con acuíferos en los que generalmente son vertidos los desechos de las curtiembres. <br/><br/>
Los resultados de la muestra aleatoria de 827 personas de esta zona de la localidad de Tunjuelito mostraron una proporción estimada de personas de la población general con niveles de cromo mayores a 10 µg/L (microgramos por litro) de 6,3%. Y la proporción de alteraciones fue: a nivel otorrinolaringológico (23,3%), dermatológico (6,5%), oftalmológico (2,9%) y cavidad oral (1,6%).

Según la magíster en toxicología de la Universidad Nacional de Colombia Esther Mercedes Cuberos, quien realizó la investigación, la exposición se definió, por la "ocupación actual" relacionada o no con curtiembres. Según esto, los individuos se clasificaron en dos estratos: directamente expuestos el 26% y potencialmente expuestos el 73%.

"En la investigación no se encontraron diferencias estadísticamente significativas entre los dos estratos definidos en función de la exposición. Así, se halló el 34,3% con diagnósticos de relación y el 65,7% con diagnósticos no relacionados", revela el estudio de la toxicóloga Mercedes Cuberos.

También se halló asociación entre niveles de cromo en orina mayores a 10 µg/L y residir en la zona.

Bogotá, centro del curtido

Es necesario anotar que el cromo es un elemento altamente tóxico para el ser humano y está clasificado por la IARC (Internacional Agency For Research on Cancer) en el grupo I (cancerígeno comprobado en humanos), ya que en exposición ocupacional produce cáncer en el sistema respiratorio.

Según los datos oficiales del Gobierno nacional, en todo el país funcionan aproximadamente 800 empresas de curtiembres que utilizan como materia prima el cromo. En Bogotá y la Sabana se concentra el 60% de estas empresas, caracterizadas por tener un proceso productivo artesanal, ser microempresas y carecer de sistemas técnicos de control al riesgo y vigilancia de la salud de los trabajadores expuestos.

El estudio llama la atención en que "las personas que participan del proceso productivo del cuero tienen un riesgo significativo de presentar hallazgos clínicos atribuibles a la exposición a cromo".

Pero también, concluye la investigadora: "el riesgo está presente en la población general expuesta a compuestos de cromo de manera similar a aquellas con ocupación relacionada con curtición, lo cual puede ser debido a que los habitantes del sector están en contacto con cromo por otras vías diferentes a la ocupacional, como, por ejemplo, con acuíferos en los que generalmente son vertidos los desechos de las curtiembres".

  • Fuente:

Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.