text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Investigador de la Nacional descubrió usos industriales del maracuyá morado

      
El ingeniero Ómar Jamaica realizó su experimento a partir del análisis físicoquímico de 25 kilos de la fruta, que se cultiva en la región del Sumapaz. <br/><br/> El primer resultado lo extrajo de la pulpa. Se trata de un producto que sirve para ser empleado en mermeladas y bocadillos. Su principal característica es que no posee ningún conservante ni aditivo y mantiene los olores característicos del fruto fresco, una mezcla entre el olor de la granadilla y el del maracuyá.<br/><br/> Al analizar la composición de la corteza que envuelve a la curiosa gulupa, el ingeniero obtuvo como segundo producto un pigmento púrpura en solución alcohólica con metanol. si se logra extraer omitiendo el uso de etanol, podría usarse también en alimentos, reemplazando los colorantes artificiales, dijo Jamaica. <br/><br/> La tercera fase del estudio llevó a Jamaica a sustraer del alvedo (parte interna blanca de la corteza) una sustancia conocida como pectina (usada en la elaboración de mermeladas) por medio de solubilidad con etanol.<br/><br/> De esta manera, el ingeniero propone el aprovechamiento integral de la gulupa, fruta de la familia de las paccifloras, a la que también pertenecen el maracuyá y la granadilla. <br/><br/> El maracuyá morado, como le dicen los pocos que lo conocen, es considerado un fruto exótico del que apenas se extrae su jugo. Actualmente sus exportaciones no son significativas. Sin embargo, es bien recibido en los mercados de Holanda y Estados Unidos.
El ingeniero Ómar Jamaica realizó su experimento a partir del análisis físicoquímico de 25 kilos de la fruta, que se cultiva en la región del Sumapaz.

El primer resultado lo extrajo de la pulpa. Se trata de un producto que sirve para ser empleado en mermeladas y bocadillos. Su principal característica es que no posee ningún conservante ni aditivo y mantiene los olores característicos del fruto fresco, una mezcla entre el olor de la granadilla y el del maracuyá.

Al analizar la composición de la corteza que envuelve a la curiosa gulupa, el ingeniero obtuvo como segundo producto un pigmento púrpura en solución alcohólica con metanol. "si se logra extraer omitiendo el uso de etanol, podría usarse también en alimentos, reemplazando los colorantes artificiales", dijo Jamaica.

La tercera fase del estudio llevó a Jamaica a sustraer del alvedo (parte interna blanca de la corteza) una sustancia conocida como pectina (usada en la elaboración de mermeladas) por medio de solubilidad con etanol.

De esta manera, el ingeniero propone el aprovechamiento integral de la gulupa, fruta de la familia de las paccifloras, a la que también pertenecen el maracuyá y la granadilla.

El "maracuyá morado", como le dicen los pocos que lo conocen, es considerado un fruto exótico del que apenas se extrae su jugo. Actualmente sus exportaciones no son significativas. Sin embargo, es bien recibido en los mercados de Holanda y Estados Unidos.
  • Fuente:


Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.