text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Alumnos de la U. Nacional alertan sobre contaminación en área metropolitana de Medellín

      
De acuerdo con los estudios arrojados por la investigación de Builes, estudiante de la Maestría en Aprovechamiento de los Recursos Hidráulicos de la Facultad de Minas de la Universidad Nacional (UN) en Medellín, en el día, el 61 por ciento del área urbana tiene problemas con el ruido, mientras que en la noche el promedio aumenta al 71 por ciento. <br/><br/>En el aire se encontró que gran parte de la zona urbana es considerada como crítica, porque están presentes uno, dos o más contaminantes. Se estima que Itagüí aporta el 38 por ciento de la contaminación total de la subregión. <br/><br/>Según Builes, hay barrios que deberían estar en 65 decibeles y están en 80. Hay violaciones de la norma bastantes graves y hay sectores que presentan extremos entre 25 y 50 decibeles. <br/><br/>A pesar de lo laxas que son las leyes ambientales en este país, es importante generar una conciencia ciudadana que reconozca la problemática y genere propuestas para mejorar el recurso del aire, explica el estudiante.<br/><br/>Según un diagnóstico previo del municipio, se hizo la formulación de la línea base del recurso del municipio y la evaluación de propuestas para su mejoramiento, convenio 474 de 2006, con el fin de generar responsabilidades que la empresa, el Estado y los ciudadanos deben asumir.<br/><br/>La investigación, que venía en ejecución desde febrero de 2006, tuvo un costo de 200 millones de pesos. La idea es tener estos resultados y divulgarlos, conocer los conflictos ambientales que hay en el municipio y tratar de conciliar, argumentó el investigador.<br/><br/>Además de los daños ambientales que producen el ruido y la contaminación, factores como el benceno constituyen una de las principales causas de enfermedades respiratorias.<br/><br/>De otro lado, para María Cristina Franco Piedrahita, investigadora del proyecto y estudiante de la Maestría en Medio Ambiente y Desarrollo de la Facultad de Minas, no todas las enfermedades cardiorrespiratorias son efecto o causa de la contaminación atmosférica, pero sí se quería hacer notar con esta investigación que hay unas externalidades ambientales que no se tienen en cuenta a la hora de mirar los efectos de la contaminación.<br/><br/>Hasta el 17 de abril harán el foro 'Eres el aire que respiras', organizado por la Facultad de Minas, el Área Metropolitana y la administración municipal de Itagüí. En él se informará a la comunidad del municipio sobre el problema y tratará de generar un cambio de conciencia ambiental que permita mejorar el recurso.<br/><br/>Asimismo, se continuarán presentando los resultados técnicos e indicando a los maestros cómo pueden vincular estos resultados a sus programas pedagógicos o a los Proyectos Educativos Institucionales (PEI).<br/>
De acuerdo con los estudios arrojados por la investigación de Builes, estudiante de la Maestría en Aprovechamiento de los Recursos Hidráulicos de la Facultad de Minas de la Universidad Nacional (UN) en Medellín, en el día, el 61 por ciento del área urbana tiene problemas con el ruido, mientras que en la noche el promedio aumenta al 71 por ciento.

En el aire se encontró que gran parte de la zona urbana es considerada como crítica, porque están presentes uno, dos o más contaminantes. Se estima que Itagüí aporta el 38 por ciento de la contaminación total de la subregión.

Según Builes, hay barrios que deberían estar en 65 decibeles y están en 80. Hay violaciones de la norma bastantes graves y hay sectores que presentan extremos entre 25 y 50 decibeles.

"A pesar de lo laxas que son las leyes ambientales en este país, es importante generar una conciencia ciudadana que reconozca la problemática y genere propuestas para mejorar el recurso del aire", explica el estudiante.

Según un diagnóstico previo del municipio, se hizo la formulación de la línea base del recurso del municipio y la evaluación de propuestas para su mejoramiento, convenio 474 de 2006, con el fin de generar responsabilidades que la empresa, el Estado y los ciudadanos deben asumir.

La investigación, que venía en ejecución desde febrero de 2006, tuvo un costo de 200 millones de pesos. "La idea es tener estos resultados y divulgarlos, conocer los conflictos ambientales que hay en el municipio y tratar de conciliar", argumentó el investigador.

Además de los daños ambientales que producen el ruido y la contaminación, factores como el benceno constituyen una de las principales causas de enfermedades respiratorias.

De otro lado, para María Cristina Franco Piedrahita, investigadora del proyecto y estudiante de la Maestría en Medio Ambiente y Desarrollo de la Facultad de Minas, no todas las enfermedades cardiorrespiratorias son efecto o causa de la contaminación atmosférica, pero sí se quería hacer notar con esta investigación que hay unas externalidades ambientales que no se tienen en cuenta a la hora de mirar los efectos de la contaminación.

Hasta el 17 de abril harán el foro 'Eres el aire que respiras', organizado por la Facultad de Minas, el Área Metropolitana y la administración municipal de Itagüí. En él se informará a la comunidad del municipio sobre el problema y tratará de generar un cambio de conciencia ambiental que permita mejorar el recurso.

Asimismo, se continuarán presentando los resultados técnicos e indicando a los maestros cómo pueden vincular estos resultados a sus programas pedagógicos o a los Proyectos Educativos Institucionales (PEI).
  • Fuente:


Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.