text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

La Semana Santa tiene su "gran concierto"

      
Semana Santa, Orquesta Sinfónica EAFIT, Teatro Metropolitano… Los tres elementos se entrecruzan para que la ciudad de Medellín viva un clásico de la música, en este caso Un réquiem alemán de Johanes Brhams. Quien lo trae es la <a href=https://agenda.universia.net.co/eafit/2010/11/29/concierto-de-navidad-orquesta-sinfonica-eafit target=_blank><strong>Orquesta Sinfónica EAFIT</strong></a> en su quinto Concierto de Temporada, que en esta ocasión se presentará en el Teatro Metropolitano el Lunes Santo, 18 de abril, a las 8:00 p.m. en lo que se denomina el Gran Concierto de Semana Santa.<br/><br/> El costo de las entradas será de 20.000, 30.000 y 40.000, y podrán adquirirse en la taquilla del teatro, Entertainment Store (El Tesoro), Prodiscos (Unicentro), y Almacenes Éxito (Colombia, Itagüí, El Poblado, Envigado y Bello). Se trata de toda una puesta en escena que incluye a la soprano Delcy Janeth Estrada y al barítono Carlos Antonio Arango como solistas, a los coros Arcadia, Tonos Humanos, y del <a href=https://noticias.universia.net.co/busqueda-avanzada/422_11427/area-de-conocimiento_m%C3%BAsica-y-danza/universidad_universidad-eafit---medell%C3%ADn/ target=_blank><strong>Departamento de Música de EAFIT</strong></a> juntos, y a la propia Orquesta, dirigida por la maestra Cecilia Espinosa Arango. <br/><br/> Un réquiem alemán es una obra reconocida porque expresa, según algunos críticos, el dolor del espíritu de manera muy particular. La soprano Delcy Janeth Estrada la describe como la emoción del regocijo, porque exige unos registros muy agudos. “Mientras hay algo que se contiene es al mismo tiempo una obra íntima y expresiva”. Una explicación sobre el porqué esta obra llevó a Brhams de ser un desconocido a un compositor de talla europea es su condición ambigua, de híbrido. De ahí lo que expresa Hilda María Olaya Estefan, directora ejecutiva de la Orquesta Sinfónica, para quien la obra está entre el oratorio y la cantata, basada en textos bíblicos, sin la estructura de una misa de difunto. <br/><br/> Y es que la pieza es de gran exigencia para el coro, los solistas y la orquesta. “Requiere cantar muy bien porque solo hay una oportunidad. En una sola aparición se debe trasmitir la esencia de la obra”, dice Delcy Janeth Estrada, quien agrega que se canta de arriba abajo y se acabó. Para ella la invitación a cantar trasciende el aprendizaje académico, pues se trata del gusto de interpretar una obra. <br/><br/><a href=https://noticias.universia.net.co/tag/MUSICA/><font size=2><strong>Gran concierto, gran montaje</strong></font></a><br/> La soprano Delcy Janeth Estrada nació en Santa Rita, corregimiento de Ituango, y se graduó del programa de Música-canto de la Universidad de Antioquia. Con la Orquesta Sinfónica EAFIT interpretó anteriormente la Misa Teresa de Joseph Haydn y la obra Las bodas de Fígaro en el papel protagónico. <br/><br/>
Semana Santa, Orquesta Sinfónica EAFIT, Teatro Metropolitano… Los tres elementos se entrecruzan para que la ciudad de Medellín viva un clásico de la música, en este caso Un réquiem alemán de Johanes Brhams. Quien lo trae es la Orquesta Sinfónica EAFIT en su quinto Concierto de Temporada, que en esta ocasión se presentará en el Teatro Metropolitano el Lunes Santo, 18 de abril, a las 8:00 p.m. en lo que se denomina el Gran Concierto de Semana Santa.

El costo de las entradas será de 20.000, 30.000 y 40.000, y podrán adquirirse en la taquilla del teatro, Entertainment Store (El Tesoro), Prodiscos (Unicentro), y Almacenes Éxito (Colombia, Itagüí, El Poblado, Envigado y Bello). Se trata de toda una puesta en escena que incluye a la soprano Delcy Janeth Estrada y al barítono Carlos Antonio Arango como solistas, a los coros Arcadia, Tonos Humanos, y del Departamento de Música de EAFIT juntos, y a la propia Orquesta, dirigida por la maestra Cecilia Espinosa Arango.

Un réquiem alemán es una obra reconocida porque expresa, según algunos críticos, el dolor del espíritu de manera muy particular. La soprano Delcy Janeth Estrada la describe como la emoción del regocijo, porque exige unos registros muy agudos. “Mientras hay algo que se contiene es al mismo tiempo una obra íntima y expresiva”. Una explicación sobre el porqué esta obra llevó a Brhams de ser un desconocido a un compositor de talla europea es su condición ambigua, de híbrido. De ahí lo que expresa Hilda María Olaya Estefan, directora ejecutiva de la Orquesta Sinfónica, para quien la obra está entre el oratorio y la cantata, basada en textos bíblicos, sin la estructura de una misa de difunto.

Y es que la pieza es de gran exigencia para el coro, los solistas y la orquesta. “Requiere cantar muy bien porque solo hay una oportunidad. En una sola aparición se debe trasmitir la esencia de la obra”, dice Delcy Janeth Estrada, quien agrega que se canta de arriba abajo y se acabó. Para ella la invitación a cantar trasciende el aprendizaje académico, pues se trata del gusto de interpretar una obra.

Gran concierto, gran montaje
La soprano Delcy Janeth Estrada nació en Santa Rita, corregimiento de Ituango, y se graduó del programa de Música-canto de la Universidad de Antioquia. Con la Orquesta Sinfónica EAFIT interpretó anteriormente la Misa Teresa de Joseph Haydn y la obra Las bodas de Fígaro en el papel protagónico.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.