text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Energías limpias: amigables con el medio ambiente y su bolsillo

      
El desarrollo de celdas solares híbridas será uno de los proyectos de la feria que innovará el modo de pensar y consumir los recursos naturales. Innovación también significa oportunidad de vida con calidad.<br/><br/> Todo el tiempo el ser humano se está diciendo a sí mismo que al mundo y su naturaleza le queda poco tiempo de vida, que la destrucción y el desamparo de los recursos naturales ha provocado niveles de contaminación que de seguir así, este mundo dejaría de existir. Sin embargo, la historia del planeta demuestra lo equivocados que estamos al hacer estas afirmaciones porque <a href=https://noticias.universia.net.co/en-portada/noticia/2011/01/27/784650/unesco-estrena-portal-cambio-climatico.html target=_blank><strong>la Tierra ha sido víctima y testigo de las más grandes catástrofes y los más representativos cambios climáticos</strong></a>. <br/><br/> Heladas extremas y calentamientos que extinguieron generaciones. Inundaciones que aun en nuestro siglo, no tienen igual, exterminios naturales a los que ninguno de nosotros sobreviviría. Todo esto y el mundo sigue ahí, girando, circundando entre el<a href=https://noticias.universia.net.co/tag/universo/ target=_blank><strong> universo</strong></a>. Lo que demuestra que el tiempo no se acaba para la Tierra sino para nosotros, no es ella la que no sobrevivirá si se continúa con los modernos estilos de vida, sino nosotros los que nos asfixiaremos entre nuestras propias taras. <br/><br/> Es por eso que surge la necesidad de evolucionar en el modo de consumir la tierra y todos sus recursos. A nivel mundial se han venido desarrollando investigaciones, proyectos tecnológicos y científicos que proponen aprovechar sistemas energéticos alternativos como la energía solar, el viento, el agua y el gas metano (CH4), aunque está comprobado que este último también contribuye al <a href=https://noticias.universia.net.co/vida-universitaria/noticia/2010/04/19/257930/impacto-calentamiento-global-colombia.html target=_blank><strong>calentamiento global</strong></a>, aun cuando sea a menor escala frente dióxido de carbono (CO2). <br/><br/> En Colombia, el avance tecnológico en esta dirección es lento por razones de financiamiento de proyectos, altos costos que representan traer esas tecnologías al país, y en gran medida por la inconsciencia ambiental y la carencia de políticas de Estado en este sentido. Sin embargo, en la función visionaria y social que tiene la Universidad de Antioquia, el grupo de Corrosión y Protección de la Facultad de Ingeniería, con el apoyo de las Empresas Publicas de Medellín, EPM, está desarrollando una tecnología de celdas solares híbridas que ayudarían a reducir los altísimos presupuestos y tiempos de producción de la tecnología fotovoltaica existente basada en el silicio, ya que dichas celdas solares han sido fabricadas a partir de silicio monocristalino de alta pureza, con el inconveniente que representa sus altos costos generados en el procesamiento del material para cubrir áreas grandes, costos reflejados en el valor comercial de los paneles solares que se usan en la actualidad, lo que convierte la parte económica en uno de los factores más limitantes para el aprovechamiento extensivo de la <a href=https://noticias.universia.net.co/tag/energ%C3%ADa-solar/ target=_blank><strong>energía solar</strong></a>. <br/><br/> Este proyecto consiste en combinar tecnologías orgánicas (polímeros semiconductores) y tecnologías inorgánicas (nanopartículas) para crear un compuesto de actividad fotovoltaica de bajo costo, más liviano, flexible y de fácil adaptación, lo que da mayores posibilidades de integrarlo eficientemente en los diseños y la estética de la arquitectura de edificios, casas, apartamentos, etc. Se espera que con este tipo de desarrollos, la disminución de los costos de energía solar, que puede estar del orden de los 3 dólares por vatio generado, baje a menos de 1 dólar por vatio generado. De este modo el ciudadano, uno de los principales actores en la resolución de estos conflictos ambientales, comenzará a ser un generador de energía, viendo una significativa reducción en el consumo de este servicio, y en sentido colectivo, <a href=https://noticias.universia.net.co/tag/Estados-Unidos_acuerdos_calentamiento-global/ target=_blank><strong>un impacto positivo en la conservación de los recursos naturales, y en el calentamiento atmosférico</strong></a>. <br/><br/> La mejor parte es que la tecnología desarrollada ha funcionado efectivamente, aunque sólo se hayan producido muestras a pequeña escala. Dispositivos que logran recargar un celular, el computador portátil, darle luz a las lámparas y demás objetos de bajo voltaje, lo que sirve de evidencia de que en el corto plazo, con la inversión adecuada por parte de la empresa privada y pública, el país lograría integrar eficazmente y a mayor grado, esta tecnología en el estilo de vida de los <a href=https://noticias.universia.net.co/movilidad-academica/noticia/2008/07/28/241575/harvard-mira-profesionales-colombianos.html target=_blank><strong>colombianos</strong></a>. <br/><br/> Esta propuesta innovadora es un paso fundamental para que la región, y el mundo, logre sustituir parcialmente combustibles contaminantes como el petróleo; o el uso intensivo de <strong><a href=https://noticias.universia.net.co/tag/hidroel%C3%A9ctricas/ target=_blank>hidroeléctricas</a></strong> que aunque no generan gran impacto en la contaminación durante su funcionamiento, sí provocan una fuerte influencia negativa en el ambiente durante su construcción debido a las inundaciones, desviaciones de ríos, y materiales que requieren su cimentación, además de que año tras año disminuyen los niveles de agua que disponemos y altera el ecosistema en el que se encuentra. <br/><br/> Sin embargo, de nada sirve desarrollar tecnologías sostenibles y amables con el medio ambiente si no existe una conciencia por el ahorro, la conservación y el cuidado de los distintos ecosistemas. Por eso la investigación del grupo de ingeniería de la <a href=https://noticias.universia.net.co/googleSearch.do?cx=017682973629904574954%3Anphqwxjyyyi&cof=FORID%3A9&ie=ISO-8859-15&q=Universidad+de+Antioquia&sa.x=0&sa.y=5&sa=Buscar&siteurl=noticias.universia.net.co%2Ftag%2Fhidroel%25C3%25A9ctricas%2F#904 target=_blank><strong>Universidad de Antioquia</strong></a>, también busca crear conciencia en el correcto uso de estas tecnologías y enfatiza en la necesidad de proyectos futuros encaminados en el desarrollo de dispositivos eléctricos de bajo consumo energético. Resultaría infructuoso tener celdas solares, calentadores de agua fotovoltaicos, etc., si no se racionaliza, se cambia o se le da un buen mantenimiento a los aparatos eléctricos que se tiene en los hogares. <br/><br/> De no ser así, podría cumplirse lo que entre líneas escribió el Jefe indio Seattle, Gran Jefe de los Duwamish al décimo cuarto presidente de los Estados Unidos, Franklin Pierce, “[…] si ensucias vuestro lecho cualquier noche moriréis sofocados por vuestros propios excrementos, pero vosotros caminareis hacia la destrucción rodeados de gloria y espoleados por la fuerza de un Dios […]”. Una expresión que hace buena referencia a la ineludible e imperante responsabilidad del ser humano de reaccionar a las trasformaciones del mundo, y a la conservación eficiente de su propia especie, de todo lo que tiene vida sobre esta tierra y de lo que permite que así sea. <br/><br/>
El desarrollo de celdas solares híbridas será uno de los proyectos de la feria que innovará el modo de pensar y consumir los recursos naturales. Innovación también significa oportunidad de vida con calidad.

Todo el tiempo el ser humano se está diciendo a sí mismo que al mundo y su naturaleza le queda poco tiempo de vida, que la destrucción y el desamparo de los recursos naturales ha provocado niveles de contaminación que de seguir así, este mundo dejaría de existir. Sin embargo, la historia del planeta demuestra lo equivocados que estamos al hacer estas afirmaciones porque la Tierra ha sido víctima y testigo de las más grandes catástrofes y los más representativos cambios climáticos.

Heladas extremas y calentamientos que extinguieron generaciones. Inundaciones que aun en nuestro siglo, no tienen igual, exterminios naturales a los que ninguno de nosotros sobreviviría. Todo esto y el mundo sigue ahí, girando, circundando entre el universo. Lo que demuestra que el tiempo no se acaba para la Tierra sino para nosotros, no es ella la que no sobrevivirá si se continúa con los modernos estilos de vida, sino nosotros los que nos asfixiaremos entre nuestras propias taras.

Es por eso que surge la necesidad de evolucionar en el modo de consumir la tierra y todos sus recursos. A nivel mundial se han venido desarrollando investigaciones, proyectos tecnológicos y científicos que proponen aprovechar sistemas energéticos alternativos como la energía solar, el viento, el agua y el gas metano (CH4), aunque está comprobado que este último también contribuye al calentamiento global, aun cuando sea a menor escala frente dióxido de carbono (CO2).

En Colombia, el avance tecnológico en esta dirección es lento por razones de financiamiento de proyectos, altos costos que representan traer esas tecnologías al país, y en gran medida por la inconsciencia ambiental y la carencia de políticas de Estado en este sentido. Sin embargo, en la función visionaria y social que tiene la Universidad de Antioquia, el grupo de Corrosión y Protección de la Facultad de Ingeniería, con el apoyo de las Empresas Publicas de Medellín, EPM, está desarrollando una tecnología de celdas solares híbridas que ayudarían a reducir los altísimos presupuestos y tiempos de producción de la tecnología fotovoltaica existente basada en el silicio, ya que dichas celdas solares han sido fabricadas a partir de silicio monocristalino de alta pureza, con el inconveniente que representa sus altos costos generados en el procesamiento del material para cubrir áreas grandes, costos reflejados en el valor comercial de los paneles solares que se usan en la actualidad, lo que convierte la parte económica en uno de los factores más limitantes para el aprovechamiento extensivo de la energía solar.

Este proyecto consiste en combinar tecnologías orgánicas (polímeros semiconductores) y tecnologías inorgánicas (nanopartículas) para crear un compuesto de actividad fotovoltaica de bajo costo, más liviano, flexible y de fácil adaptación, lo que da mayores posibilidades de integrarlo eficientemente en los diseños y la estética de la arquitectura de edificios, casas, apartamentos, etc. Se espera que con este tipo de desarrollos, la disminución de los costos de energía solar, que puede estar del orden de los 3 dólares por vatio generado, baje a menos de 1 dólar por vatio generado. De este modo el ciudadano, uno de los principales actores en la resolución de estos conflictos ambientales, comenzará a ser un generador de energía, viendo una significativa reducción en el consumo de este servicio, y en sentido colectivo, un impacto positivo en la conservación de los recursos naturales, y en el calentamiento atmosférico.

La mejor parte es que la tecnología desarrollada ha funcionado efectivamente, aunque sólo se hayan producido muestras a pequeña escala. Dispositivos que logran recargar un celular, el computador portátil, darle luz a las lámparas y demás objetos de bajo voltaje, lo que sirve de evidencia de que en el corto plazo, con la inversión adecuada por parte de la empresa privada y pública, el país lograría integrar eficazmente y a mayor grado, esta tecnología en el estilo de vida de los colombianos.

Esta propuesta innovadora es un paso fundamental para que la región, y el mundo, logre sustituir parcialmente combustibles contaminantes como el petróleo; o el uso intensivo de hidroeléctricas que aunque no generan gran impacto en la contaminación durante su funcionamiento, sí provocan una fuerte influencia negativa en el ambiente durante su construcción debido a las inundaciones, desviaciones de ríos, y materiales que requieren su cimentación, además de que año tras año disminuyen los niveles de agua que disponemos y altera el ecosistema en el que se encuentra.

Sin embargo, de nada sirve desarrollar tecnologías sostenibles y amables con el medio ambiente si no existe una conciencia por el ahorro, la conservación y el cuidado de los distintos ecosistemas. Por eso la investigación del grupo de ingeniería de la Universidad de Antioquia, también busca crear conciencia en el correcto uso de estas tecnologías y enfatiza en la necesidad de proyectos futuros encaminados en el desarrollo de dispositivos eléctricos de bajo consumo energético. Resultaría infructuoso tener celdas solares, calentadores de agua fotovoltaicos, etc., si no se racionaliza, se cambia o se le da un buen mantenimiento a los aparatos eléctricos que se tiene en los hogares.

De no ser así, podría cumplirse lo que entre líneas escribió el Jefe indio Seattle, Gran Jefe de los Duwamish al décimo cuarto presidente de los Estados Unidos, Franklin Pierce, “[…] si ensucias vuestro lecho cualquier noche moriréis sofocados por vuestros propios excrementos, pero vosotros caminareis hacia la destrucción rodeados de gloria y espoleados por la fuerza de un Dios […]”. Una expresión que hace buena referencia a la ineludible e imperante responsabilidad del ser humano de reaccionar a las trasformaciones del mundo, y a la conservación eficiente de su propia especie, de todo lo que tiene vida sobre esta tierra y de lo que permite que así sea.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.